¿Cuál es la moneda que se usa en Australia?

Por Brigitte Trujillo

La moneda nacional en Australia es el dólar australiano, el cual viene en billetes de $5, $10, $20, $50 y $100. Adicional, existen monedas de $1 y $2 dólares. Igualmente, circulan los centavos de 5, 10, 20 y 50. 

Tanto los billetes como las monedas australianas han tenido una importante evolución a lo largo de su historia.

Los billetes o “notes”, como son llamados en Australia, empezaron a distribuirse en Australia desde 1913 cuando el inglés Thomas Samuel Harrison imprimió el primer billete de 10 chelines en Melbourne. Desde entonces, se han emitido siete series completas que han pasado de moneda no decimal a decimal, y de papel a tecnología de polímeros.  

Con el tiempo, en 1920, el crecimiento de la población australiana hizo que la demanda de efectivo aumentara, y por tanto incrementara la presión sobre los recursos de la impresora de billetes.

Más adelante, en 1945 el Commonwealth Bank se convirtió en el único emisor de billetes, pero más tarde, en 1960, este rol fue asignado a la Reserva de Banco de Australia, cuyo complejo de impresión de billetes estaba localizado en Fitzroy, aunque posteriormente fue trasladado a Craigieburn donde se emiten los billetes desde 1981. 

Antes de esa transición, en 1966, Australia produjo la primera serie de billetes en moneda decimal con denominaciones de $1, $2, $10, y $20. Un año después, el billete de $5 se unió a esta serie. Luego, entre 1973 y 1984 llegaron los billetes de $50 y $100. Seguidamente, en 1984, el billete de $1 desapareció y fue reemplazado por una moneda. Lo mismo ocurrió con el billete de $2, el cual se convirtió en moneda en el año 1988.

Sumado a lo anterior, en ese mismo año, 1988, conmemorando el bicentenario de Australia, se creó el primer billete de $10 con tecnología de polímeros, y de paso le dio el título al país como el primero en el mundo en usar este tipo de billetes. El polímero es un compuesto químico que permite que los billetes sean más seguros contra la falsificación. También se caracterizan por su durabilidad, son más limpios e higiénicos, y se pueden reciclar al final de su vida útil.  

Hoy en día, los billetes australianos, cuyas imágenes están acompañadas de personajes históricos y aves nativas, son actualizados con nuevas características de seguridad. Las más recientes series comenzaron a producirse hace cuatro años, empezando con el billete de $5, en el 2016. Luego, en septiembre del 2017, salió el de $10; y en octubre del 2018 fue emitido el de $50. Más adelante, en el 2019, entró en circulación el de $20, y recientemente, en octubre del 2020, fue distribuido el de $100.

En cuanto a las monedas, tanto la de $1 como la de $2 son doradas, aunque esta última es más pequeña que la de $1. Por su parte, los centavos son de color plata. 

Ahora bien, el billete de $5, con el retrato de la reina Elizabeth II, tiene una mezcla de colores donde el morado es el predominante. Mientras tanto, el de $10 tiene como protagonistas a los periodistas australianos Dame Mary Gilmore y AB ‘Banjo’ Paterson, y en su arte el azul es el color que más se destaca.

En relación con el de $20, un billete con tonos en su mayoría rojos, tiene en su portada a Mary Reibey, una británica que llegó a Australia a convertirse en un modelo a seguir en el mundo de los negocios. En el otro lado del billete está el reverendo John Flynn, el pionero del primer servicio médico aéreo del mundo ahora conocido como el Royal Flying Doctor Service, una organización que provee servicios primarios y de emergencia a aquellos que viven en las zonas rurales y en las áreas remotas de Australia.

Mientras tanto, en el billete de $50 prima el color amarillo, y tiene como protagonistas a David Unaipon y Edith Cowan. Unaipon contribuyó significativamente a la ciencia, la literatura y a la mejora de las condiciones de los indígenas australianos. Entretanto, Cowan fue una feminista que luchó por los derechos de las mujeres y la seguridad de los niños.

Para cerrar, el billete de $100, en el cual se destaca el color verde, cuenta con las imágenes de John Monash y Nellie Melba. El primero fue un ingeniero que aportó significativamente a la industria de la construcción de edificios en Australia. Por otro lado, Melba fue una soprano australiana reconocida internacionalmente no solo por su talento sino también por sus contribuciones a las artes en la ciudad de Melbourne, su lugar de nacimiento. 

Cambio de divisas

Antes de viajar a Australia es recomendable comprar dólares australianos para cubrir gastos y así evitar cargos extras por usar las tarjetas débito o crédito internacionales. Hay varias opciones para hacer el cambio de divisas. 

La primera es comprar dólares australianos en nuestros países. Algunas casas de cambio ofrecen esta moneda. La segunda opción es comprar dólares americanos, y luego, en Australia cambiarlos a la moneda local. Este proceso se puede realizar en los aeropuertos, bancos o en casas de cambios de la ciudad a donde lleguemos. 

Otra alternativa es usar las tarjetas debido o crédito de nuestros países y retirar el dinero que necesitemos en los diferentes cajeros (ATMs) en Australia. Asimismo, es posible que estas tarjetas internacionales sean aceptadas en los diferentes establecimientos, sin embargo, es posible que haya cargos extra después de cada transacción tanto al retirar dinero como al pagar directamente con las distintas tarjetas.

Por otro lado, aunque el valor aproximado de cualquier moneda varía día a día, a continuación, te presentamos cuánto equivale $1 australiano a tu moneda local, de acuerdo con la tasa del día.

Estados Unidos: 0.75 USD

Colombia: $2,589.48 COP

Chile: $549.372 CLP

Argentina: $62.9919 ARS

Perú: $2.72790 PEN

México: $15.2702 MXN

Para más información sobre la conversión de dólares australianos a otra moneda, puedes ingresar a esta página.

https://www.xe.com/

¿Es común el uso de efectivo/cash en Australia?

De acuerdo con una reciente encuesta de la Reserva de Banco de Australia (RBA), el uso de cash o efectivo ha ido disminuyendo debido a que la mayoría de personas, especialmente los jóvenes, prefieren usar tarjetas débito o crédito como medio de pago. A pesar de esto, una parte importante de los consumidores aun usan efectivo, particularmente personas mayores con ingresos bajos, también quienes viven en áreas regionales o tienen acceso limitado a la internet. 

Por su parte, otra encuesta dirigida por el Banco Nacional de Australia (NAB, por sus siglas en inglés), encontró que en promedio los australianos cargan con $76 en efectivo para usar durante el transcurso de una semana. Asimismo, identificaron que este efectivo es en su mayoría usado para pequeños pagos, emergencias, o para gastar en establecimientos donde solo aceptan cash. 

Encuentra más información sobre el uso del dinero plástico en este artículo.

Comparte este Post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Deja una respuesta

Más para explorar